sábado, 5 de mayo de 2018

Él pasa por la vida cotidiana

 Esta llamada se repite, es una invitación que se extiende, una alegría que se multiplica, un acontecimiento que también te llega a tí hoy.






Fue un tiempo de encuentro con Dios, donde se invitó a las jóvenes a entrar en su interior, ahí donde el Maestro habla; además pudieron tener unos momentos de compartir sobre la vida y la vocación.

Pedimos por  las jóvenes que asistieron, para que tomadas de la mano de Jesús respondan a su llamada con generosidad.

Tuvimos también la oportunidad de compartir con ellas nuestro carisma .

Damos gracias a Dios por la llamada que nos hizo y por invitarnos a renovarla cada día.

 Que el Señor acompañe este trabajo y haga que tenga mucho fruto.



No hay comentarios:

Publicar un comentario